pareja

Recta final

Posted on

De repente me encuentro pensando en que estoy en la recta final hacia los 30 y me asusta pensar que me pueden machacar y caer pesados como los 25.

Los 25 que inspiraron muchos post y que hoy, creo que inspiran el último.

En uno de esos textos escribí que los 25 eran una brecha, de un lado los solos del otro los pares. Lo sigo sosteniendo, pero creo que los pares se diluyen hacia los solos para romper rutinas, y que los solos, o al menos los que conozco yo, anhelan cada vez más un par.

En los duros 25 he dejado mi puesto de Presidente, no así el de Fundadora, de A.S.U. (Asociación de Solteros Unidos). Es decir que oficialmente, luego de casi 1 año confirmo que estoy en un par.

También he dejado el insomnio atrás y el culo pesado. Pues ya se están por cumplir 8 meses de clases ininterrumpidas de pilates. Muchos pensaran que es una pajereada de moda, pero no, hagan reformer y verán cómo se equivocan y los resultados (importantes chicas!!!)

Estoy con la cabeza un poco más asentada (o_O)) como volviéndome una chica del montón, según las palabras de un amigo.

Y bueh, nada eso, era una suerte de balance, pero este lo publiqué, el de fin de año, en cambio, preferí que quedé en el rígido.

Los 25

Posted on Actualizado enn

¡Cómo me están shockeando los 25! Ya es el tercer post sobre el tema.

El viernes, mi amiga Ka, festejó sus 25, por lo tanto hace 25 años que la conozco, sí 25 años de amistad.

Avisé que iba a llegar tarde a cenar, como de costumbre, pensando en que pediríamos pizzas o empanadas, como hacemos con la vagancia de los Miércoles de Chicas G.A.

Cuando llego, me estaban esperando con los ravioles. ¡Riquísimos! Pero quedé fuera de toda conversación cuando hablaban de las fábricas de pastas. Sólo reconozco como la mejor a Rosetti (de S.J. y de toda la vida, ¡hasta recuerdo meterme en la cámara frigorífica de la fábrica!). También estuve out, a pesar de que de vez en cuando me gusta cocinar y sé que lo hago bien, del tema: “Salsas”.

OMG, un viernes a la noche hablando de pastas y salsas. De la experiencia de Ma que hace una semana que vive en pareja y es la primera en juntarse de LP, bueh la segunda, pero no tenemos detalles. 😛

Venía riéndome interiormente de la situación. De la sensación de adultez y de lo que siempre me dicen: -“Ni se te ocurra invitarme a algún boliche, porque no voy”.

Nos estábamos yendo cuando alguna le vio a otra la bolsa con esmalte, lima y etc. Y nos quedamos un rato más, mientras se hacían las uñas unas a otras. Jajajaja

Yo estaba feliz porque hacía mucho tiempo que no las veía y la juntada hubiese pasado al recuerdo sin más, pero hoy, hablando con mi amigo Flarry, contamos el número de integrantes G.A. con planes de convivencia, y no pude evitar la unión de ambos grupos (G.A. y L.P.) y los planes de ambos y me di cuenta que, la brecha entre los que están en pareja y los que no, cada vez es más ancha.

¿Son los 25 años una bisagra?

Broma

Posted on Actualizado enn

Siempre le dije a mi amigo Gato que el día que me atienda el teléfono alguno de sus padres le iba a decir que era la novia.

¡Lo acabo de hacer! jajajajajaja

“¡QUE ALEGRÍA!”– me gritó su madre.

Cuando le dije que era yo y que era una broma que se la debía me dijo: -“Andate a cagar. Me diste una alegría tremenda y me desilusionaste al instante”.

Esa es la mamá de mi amigo.

Vecinos

Posted on

No es la primera vez que quedo en el medio de una discusión entre una pareja de vecinos, que bien podría pasar como el reto de una madre malhumorada a su hijo. En realidad, no es discusión, es griterío y gran reto de ella hacia él. Lo viví varias veces, pero no dejo de sorprenderme y me cuesta entender un poco como una mina loca así, puede convivir con su novio. ¿¡Cómo y por qué se la banca!? Siempre quise preguntarselo. ¡Tan bajo está el valor y el orgullo de él que se deja tratar así en público! Todo el edificio la catalogó como la mandona y a él como al perro. ¡Pobrecito!

25 años

Posted on

Hoy vi a un ex arqui-jefe y estuve hablando no más de 5 minutos. Me enojé cuando exaltado me dijo: –“ ¡Pauli! ¡¿Cómo puede ser que todavía no tengas novio?! ¡Tenés 25 años y los estás desperdiciando!”.

Perdón, pero ¿en dónde dice que para disfrutar los 25 años hay que estar en pareja?

Y vuelvo a pensar en este post.